Viernes  05 de Marzo de 2021 | Última actualización 07:02 PM
China con 22 millones de personas confinadas por alza de Covid-19
Por: Prensa Latina | 6:34 PM

BEIJING, 13 de enero, 2021 (PL).- China amaneció hoy con más de 22 millones de personas en confinamiento debido al rebrote de la Covid-19 en Hebei, y podría aumentar esa cifra mientras identifica en el resto del territorio a individuos que estuvieron allí.

La medida rige en la capital provincial, Shijiazhuang, y en las ciudades Xingtai y Langfang, se desconoce hasta cuándo estará en vigor e implica cero movilidad de los residentes para evitar la propagación del coronavirus SARS-CoV-2, causante de la patología.

Shijiazhuang, además, trasladó a 20 mil pobladores de 12 villas rurales hacia otras áreas para garantizar el debido cumplimiento de la cuarentena y eliminar posibles nichos para focos infecciosos.

Según se supo hasta ahora, la mayoría de los enfermos en Hebei son campesinos de mediana edad y ancianos que asistieron a actividades públicas y realizaron muchas visitas en las últimas semanas.

Las autoridades epidemiológicas advierten sobre un probable aumento de individuos confinados porque otras provincias y urbes de China buscan a quienes viajaron a Hebei o tuvieron contacto con su población en fecha reciente.

Además, la provincia Heilongjiang también cerró el acceso a su condado Wangkui tras registrar a decenas de asintomáticos.

La situación causa incertidumbre en China, pues el país se acerca a su época de desplazamientos masivos por Año Nuevo Lunar y muchos temen quedar imposibilitados de regresar desde sus regiones natales si el país se paraliza.

El Gobierno aconseja a la población permanecer en el lugar de residencia o trabajo, mientras algunas empresas entregan estímulos salariales a quienes declinen viajar y al menos 26 provincias adoptaron restricciones para disuadir la llegada de visitantes.

Algunos negocios y fábricas se preparan para posibles interrupciones por falta de mano de obra y se avizora un golpe fuerte en los servicios, especialmente, por la cancelación de las populares ferias de templos, banquetes en la víspera de Año Nuevo y otras actividades comunes por la festividad.